Sansa

El martes 25 de marzo fui a recoger a nuestra nueva gatita, Sansa, adoptada a través de la protectora Adopta un amigo en Gran Canaria. Sansa fue recogida con su madre y sus hermanitos recién nacidos en una discoteca del sur hace apenas un mes y medio. Han sido cuidados en una casa de acogida y ahora los tres hermanitos han sido adoptados y la mami, al no adaptarse bien a la vida casera, ha sido devuelta a la calle, a una colonia que controla esta protectora donde no le faltará de nada.

Nuestra Sansa llegó a casa por la tarde y la acomodamos en nuestra habitación. Durmió las dos primeras noches con nosotros, y sin relacionarse con Arya, aunque ambas se olisquearon y sabían que había otra gata más en la casa. De hecho Arya se volvía loca rascando la puerta de nuestra habitación.

Al final las juntamos el jueves y aunque al principio Arya bufaba y gruñía, en seguida le pudo la curiosidad. Sansa ni se inmutó con los bufidos y se acercó a Arya varias veces. Al final después de un tira y afloja de patitas y olisqueos, terminaron jugando juntas y aquí las tenemos que no pueden estar la una sin la otra. Aunque cuando juegan hay que controlarlas porque Arya no se da cuenta de la fuerza que tiene y a veces le hace daño a Sansa pero bueno, Sansa la sigue buscando para jugar así que no será para tanto. Y Arya la mima mucho, la lame, duerme con ella… Está hecha toda una hermana mayor, jiji.

IMG_4994 IMG_5708 IMG_5847

Aprovecho esta entrada para comentar el mundo, desconocido por mí hasta ahora, de las protectoras y asociaciones de animales. Desde que decidimos buscar una hermanita para Arya, y por recomendación de nuestras veterinarias, empecé a seguir en facebook a las protectoras que ellas me aconsejaron, y luego algunas más que iba yo encontrando (Canarias Adopta, Canary Animal Rescue, ADA Cats, Albergue de Bañaderos, Los gatos de Pancho y Carol, etc.).

Y lo que he podido ver es que es alucinante la cantidad de perros y gatos que la gente abandona o incluso maltrata. Y estas protectoras se hacen cargo de ellos sin apenas medios, a través de casas de acogida, donaciones de la gente y voluntarios. La verdad es que me han entrado muchas ganas de aportar mi granito de arena en esta historia, aunque no sirvo mucho para esto, porque a cada perrito y gatito que veo en el facebook que necesita un hogar, me gustaría llevármelo a mi casa. El pobre Jose tiene que estar parándome los pies a cada rato. En fin, por ahora me conformaré con haber adoptado a Sansa y por haber hecho algunas donaciones económicas y de comida a estas asociaciones. Desde aquí les animo para que les echen un vistazo a estas páginas y si les cuadra, pues que aporten lo que puedan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *